3LA PUERTA MISTERIOSA

En una tierra en guerra, había un rey que causaba espanto. Siempre que tomaba prisioneros los llevaba a una sala misteriosa: en un lado había un grupo de arqueros y, en el otro, una inmensa puerta de hierro, sobre la cual se veían grabadas figuras de calaveras cubiertas de sangre.

 En esta sala hacia formar en círculo a los prisioneros y les decía:- “Ustedes pueden elegir entre morir por las flechas de mis arqueros o pasar por aquella puerta". Todos elegían ser muertos por los arqueros ante el temor de lo que hubiera detrás de aquella puerta.

Al terminar la guerra, un soldado que por mucho tiempo sirvió al rey, se dirigió al soberano y le dijo:

-          Señor, ¿puedo hacerle una pregunta?

-          Dime, soldado.

-          ¿Que había detrás de esa terrible puerta?

-          Ve y mira tú mismo.

 El soldado, entonces, abrió temerosamente la puerta y, a medida en que lo hacía, rayos de sol entraban y aclaraban el ambiente... Y finalmente, él descubrió, sorprendido, que... La puerta se abría sobre un camino que conducía a la libertad! El soldado, admirado, solo puede mirar a su rey, sin articular palabra. Y el rey le dice:

- Yo daba a ellos la elección, pero preferían morir a arriesgarse a abrir esa puerta.

 

REFLEXIÓN:

 ¿Cuántas puertas dejamos de abrir por el miedo de arriesgarnos?

¿Cuántas veces perdemos la libertad y morimos por dentro, solamente por sentir miedo de abrir la puerta de nuestros sueños?

 “¡Piensa en eso! ¡Vive una nueva vida sin miedo de abrir nuevas puertas!”


 

DOCENTE: Eliana Andrea Salazar - 0D * Mayo/09/2016

 

  1. TOTALMENTE PAGADO

    Una tarde, un pequeño se acercó a su madre, quien preparaba la cena en la cocina, y le entregó una hoja de papel en el que había escrito algo...

Después de secarse las manos en el delantal, ella leyó lo que decía:
 - Por hacerte los mandados: $500
 - Por limpiar mi cuarto esta semana: $500
 - Por ayudarte a extender la ropa: $500
 - Por cuidar a mi hermanito mientras estabas ocupada: $500
 - Por sacar la basura: $500
 - Por tener un boletín con buenas notas: $500
 - Por limpiar y barrer la casa $500
 - Por ayudarte a lavar la loza $500
 Total adeudado: $4000


 La madre miró al niño con fijeza; él guardaba, lleno de expectativa.  Entonces ella tomó el lapicero y atrás de la misma hoja escribió:
 - Por cargarte nueve meses en mi barriga: Nada
 - Por tantas noches de desvelos, curarte y orar por ti: Nada
 - Por los problemas y el llanto que me hayas causado: Nada
 - Por el miedo y las preocupaciones que me esperan: Nada
 - Por comida, ropa y juguetes: Nada
 - Por limpiarte la nariz: Nada
 Costo total de mi amor: Nada
 

Cuando el hijo terminó de leer lo que había escrito su madre, tenía los
ojos llenos de lágrimas. La miró a los ojos y le dijo:
- Te quiero mucho mamá... Perdóname…


Luego, tomó su lapicero y escribió con letra muy grande: Totalmente
pagado
.

 

REFLEXIÓN:

 Así somos las personas, como niños queriendo recompensa por las buenas acciones que hacemos. Es difícil entender lo que otras personas hacen por nosotros y, aún más difícil entender, que la mejor recompensa es el amor que viene de Dios y que para nuestra suerte es gratis.

 

DOCENTE: Eliana Andrea Salazar - 0D * Mayo/15/2016

 

  1. LA MALETA

 

Un hombre murió, al darse cuenta vio que se acercaba Dios y que llevaba una maleta consigo.
Dios le dijo: - Bien hijo es hora de irnos.
El hombre asombrado preguntó:
_ Ya? Tan pronto? Tenía muchos planes....
_ Lo siento pero es el momento de tu partida.
_ Que traes en la maleta? preguntó el hombre y Dios le respondió:
_ Tus pertenencias!!!...
_ Mis pertenencias?? Traes mis cosas, mi ropa, mi dinero?
_  Eso nunca te perteneció, eran de la tierra.
_ Traes mis recuerdos?
_ Esos nunca te pertenecieron, eran del tiempo.
_Traes mis talentos?
_ Esos no te pertenecieron, eran de las circunstancias.
_ Traes a mis familiares y amigos? 
_ Lo siento, ellos nunca te pertenecieron, eran del camino. 
_ Traes a mi esposa y a mis hijos?
_ Ellos nunca te pertenecieron, eran de tu corazón.
_ Traes mi cuerpo?
_ Nunca te perteneció, ese era del polvo.
_ Entonces traes mi alma?
_ No! Esa es mía.
Entonces el hombre lleno de miedo, le arrebató a Dios la maleta y al abrirla se dio cuenta que estaba vacía.....  Con una lágrima de desamparo brotando de sus ojos, el hombre dijo:
_ Nunca tuve nada?
_ Así es, cada uno de los momentos que viviste fueron solo tuyos.

 

REFLEXIÓN:

 La vida es solo un momento!! Un momento tuyo!!!

Por eso, mientras estés a tiempo disfrútala.

Que nada de lo que crees que te pertenece te detenga.... Vive el ahora… sanamente!! Vive tu vida... bien vivida!!!
No te olvides de SER FELIZ, es lo único que realmente vale la pena! 
Las cosas materiales y todo lo demás por lo que luchaste, se quedan aquí ­!
NO TE LLEVAS NADA! Ni ropa, ni celular, ni casa, ni familia, ni amigos, ni siquiera tu cuerpo!

La vida es una prueba con muchos obstáculos. Procura estar siempre en paz, nadie sabe cuándo debe partir.

Valora a todas las personas, están allí por algo y recuerda: Vive para servir y lleva a Dios en tu corazón.

 

  1. UN BUEN EJEMPLO


Algunos años atrás, en las olimpiadas especiales de seattle, nueve participantes, todos con deficiencias mentales o físicas, se alinearon para dar la largada de una carrera de 100 metros planos.

 Al sonar la señal, todos salieron, no exactamente a toda velocidad, pero con la voluntad de dar lo mejor de sí, terminar la carrera y ganar.

 Todos, con la excepción de un muchacho que tropezó, cayó al suelo y comenzó a llorar. Los ocho restantes escucharon el llanto, disminuyeron el paso y miraron hacia atrás. Todos ellos se detuvieron y dieron la vuelta.

 Una de las muchachas, con síndrome de down, se agachó, le dio un beso al muchacho y le dijo: "pronto, ahora te vas a sanar". Los nueve competidores se tomaron de las manos y caminaron juntos hasta la meta.

El estadio entero se puso en pie y los aplausos duraron varios minutos. Las personas que estaban allí continúan repitiendo esta historia hasta hoy.


REFLEXIÓN


Tal vez los atletas eran diferentes mentales... Pero con seguridad no eran insensibles. ¿Por qué?

Porque en el fondo todos sabemos que lo que importa en esta vida, más que ser un ganador solitario es...ayudar a otros a vencer, aunque esto signifique disminuir el paso y cambiar el rumbo.

  

  1. EL REFLEJO

 

Se dice que hace tiempo, en un pequeño y lejano pueblo, había una casa abandonada. Cierto día, un perrito buscando refugio del sol, logro meterse por un agujero de una de las puertas de dicha casa.

 El perrito subió lentamente las viejas escaleras de madera. Al terminar de subirlas se topó con una puerta semi-abierta, lentamente se adentró en el cuarto. Para su sorpresa, se dio cuenta que dentro de ese cuarto habían 1.000 perritos más, observándole tan fijamente como él los observaba a ellos.

 El perrito comenzó a mover la cola y a levantar sus orejas poco a poco.

Los 1.000 perritos hicieron lo mismo.

 Posteriormente sonrió y le ladro alegremente a uno de ellos. El perrito se quedó sorprendido al ver que los 1.000 perritos también le sonreían y ladraban alegremente con él.

 Cuando el perrito salió del cuarto se quedó pensando para sí mismo: ¡ qué lugar tan agradable...voy a venir más seguido a visitarlo!.

Tiempo después, otro perrito callejero entro al mismo sitio y se encontró en el mismo cuarto. Pero a diferencia del primero, este perrito al ver a los otros 1.000 perritos del cuarto se sintió amenazado ya que lo estaban viendo de una manera agresiva.

 Posteriormente empezó a gruñir, obviamente vio como los 1.000 perritos le gruñían a él. Comenzó a ladrarles ferozmente y los otros 1.000 perritos le ladraron también a él. Cuando este perrito salió del cuarto, pensó: ¡ qué lugar tan horrible es este... nunca más volveré a entrar allí!.

 En el frente de dicha casa se encontraba un viejo letrero que decía:

la casa de los 1000 espejos.

 

REFLEXIÓN:


No eres responsable de la cara que tienes, eres responsable de la cara que pones.

Todos los rostros del mundo son espejos: decide cual rostro llevarás por dentro y ese será el que mostrarás. El reflejo de tus gestos y acciones es lo que proyectarás ante los demás.

Las cosas más bellas del mundo no se ven ni se tocan, solo se sienten en el corazón.

 

  1. UNA COMPETENCIA DE SAPITOS

 

Era una vez una competencia... El objetivo era llegar a lo alto de una gran torre. Había en el lugar una gran multitud. Mucha gente para vibrar y gritar por ellos.

 Comenzó la competición. Pero como la multitud no creía que pudieran alcanzar la cima de aquella torre, lo que más se escuchaba era ¡ qué pena!. Esos sapos no lo van a conseguir... No lo van a conseguir...

 Los sapitos comenzaron a desistir. Pero había uno que persistía y continuaba subiendo en busca de la cima. La multitud continuaba gritando: "Que pena… ustedes no lo van a conseguir"... Y los sapitos estaban dándose por vencidos, salvo aquel sapito que seguía y seguía tranquilo y ahora cada vez con más fuerza.

 Ya llegando al final de la competición todos desistieron, menos ese sapito que curiosamente, en contra de todos, seguía y pudo llegar a la cima con todo su esfuerzo. Los otros querían saber que le había pasado.

 Un sapito le fue a preguntar como él había conseguido concluir la prueba.

Y descubrieron que el ¡era sordo!.

 

REFLEXIÓN:


No permitas que personas con pésimos hábitos de ser negativos derrumben las mejores y más sabias esperanzas de tu corazón.

Recuerda siempre el poder que tienen las palabras que escuches o veas.

Por lo tanto, preocúpate siempre de ser ¡positivo!

 Sé siempre "sordo" cuando alguien te dice que no puedes realizar tus sueños.


 

  1. LA SABIDURÍA DEL ÁGUILA


El águila es el ave con mayor longevidad de esas especies. Llega a vivir 70 años, pero para llegar a esa edad, a los 40, debe tomar una seria y difícil decisión. A los 40 años, sus uñas están apretadas y flexibles y no consigue tomar a sus presas de las cuales se alimenta. Su pico largo y puntiagudo, se curva, apuntando contra el pecho. Sus alas están envejecidas y pesadas y sus plumas gruesas. Volar se hace ya tan difícil! Entonces, el águila tiene solamente dos alternativas: morir o enfrentar un dolorido proceso de renovación que durara 150 días.


Ese proceso consiste en volar hacia lo alto de una montaña y quedarse ahí, en un nido cercano a un paredón, en donde no tenga la necesidad de volar. Después de encontrar ese lugar, el águila comienza a golpear su pico en la pared hasta conseguir arrancarlo.


Luego debe esperar el crecimiento de uno nuevo con el que desprenderá una a una sus uñas. Cuando las nuevas uñas comienzan a nacer, comenzará a desplumar sus plumas viejas. Después de cinco meses, sale para su vuelo de renovación y a vivir 30 años más.

 

REFLEXIÓN:

En nuestras vidas, muchas veces tenemos que resguardarnos por algún tiempo y comenzar un proceso de renovación para continuar un vuelo de victoria, debemos desprendernos de costumbres, tradiciones y recuerdos que nos causaron dolor.

Solamente libres del peso del pasado podremos aprovechar el resultado valioso que una renovación siempre trae.